Cómo elegir un suelo laminado que se ajuste al estilo de tu vivienda

La razón por la que muchos clientes apuestan por un suelo laminado para sus viviendas es muy sencilla… por su calidez, solidez y facilidad de colocación. Los suelos laminados son una alternativa perfecta al pavimento de madera o parquet natural y en este artículo queremos darte algunas claves para elegir un suelo laminado que mejor se ajuste al estilo de tu vivienda.

En Mónparquet contamos con marcas reconocidas del sector que apuestan por la innovación en sus modelos. Los suelos laminados se caracterizan por ser resistentes, versátiles y de fácil mantenimiento y son una elección muy acertada para determinados espacios del hogar. Gracias a la infinidad de acabados y texturas que se ofrecen, este tipo de suelos imitan a la perfección a los parquets de madera o tarimas flotantes naturales y combinan perfectamente con los diferentes estilos de los espacios en los que se instala.

suelo laminado natural

Para elegir un suelo laminado adecuado es necesario tener en cuenta varios aspectos relevantes que determinarán el modelo del producto. La marca Parador ofrece una amplia línea de productos con un acabado muy natural y con materiales de alta calidad.

  • Amplitud: gracias a la fácil instalación de los suelos laminados estos son un acierto si se quiere instalar en la totalidad de la vivienda. Puedes echar un vistazo al último proyecto de Mónparquet en el que se llevó a cabo la instalación de un suelo laminado de la gama Trendtime. Se escogió una tonalidad clara para combinar con el mobiliario de la vivienda y con sus paredes blancas.
  • Estancia: si, por el contrario, se pretende instalar el suelo laminado en un espacio determinado como la cocina o los cuartos de baños, se deberá tener en cuenta la resistencia del modelo. La clasificación que reciben este tipo de suelos según su nivel de utilización es de 31 para un uso moderado, 32 para un uso general o 33 para un uso intenso. Otra clasificación en función de la resistencia a la abrasión comprende AC3 para una resistencia moderada, AC4 para una general y AC5 para una intensa.
  • Nivelado: por último, es importante tener en cuenta el pavimento preexistente sobre el cual se va a instalar el suelo laminado. Será necesario contar con una base nivelada para que el sistema de encaje de ranura permita la instalación flotante, sin uso de adhesivos.

Por su facilidad de limpieza y mantenimiento, los suelos laminados son un acierto seguro si quieres renovar tu vivienda. Las tonalidades más similares a la madera crearán un ambiente cálido y natural, además de permitir combinarlo con multitud de estilos de decoración.

suelo laminado para baño

En el showroom de Mónparquet contamos con grandes profesionales que te asesorarán en la elección del suelo más adecuado para tu hogar. Visítanos y deja que te ayudemos con tu proyecto de renovación.

Comments are closed.